Lenira Maria de Carvalho (Brasil)


Peacewomen
“La Declaración Universal de los Derechos Humanos fue escrita hace más de medio siglo y todavía vemos mucha inhumanidad. La mayoría de nosotros no estamos conscientes del derecho a preservar nuestra dignidad”.

En lugar de jugar con muñecas, de pequeña Lenira Maria de Carvalho (1932) tenía a su cuidado a niños aún más pequeños que ella. Como lo había hecho su madre, Lenira trabajaba 12 horas diarias a cambio de comida y un sitio para dormir. Sin embargo, ella no aceptó esa situación y junto a otras jóvenes mujeres inició un proceso para aumentar la conciencia de la población de Recife. En 1988 fundó el sindicato de las trabajadoras domésticas, del cual es la actual presidenta, que cada día provee apoyo jurídico a más de 50 trabajadoras del sector.

América Latina y el Caribe | Brasil